Estado al servicio de la sociedad

El Estado inteligente que precisa el Uruguay del siglo XXI debe estar al servicio de la sociedad, mostrando empatía y cercanía con la gente. Los diferentes niveles de gobierno cuentan con experiencias que muestran que es posible 

conjugar transformación tecnológica, compromiso de funcionarios, liderazgo y decisión política, para colocar a la ciudadanía en el centro. Una de las principales herramientas para potenciar estas transformaciones es la participación ciudadana. Por esta razón, nos proponemos mejorar fuertemente todos los caminos que permitan intercambios fluidos entre el gobierno y la ciudadanía, de forma de jerarquizar la participación ciudadana en el diseño, implementación, evaluación y control de las políticas públicas. Esta estrategia tendrá las siguientes características: 

· Debe servir para recibir críticas, reclamos y cuestionamientos, pero también comentarios y, fundamentalmente, sugerencias para que el Estado pueda mejorar. 

· Se deben utilizar todos los mecanismos y tecnologías que hoy están disponibles. 

· Se buscará implementar estos instrumentos para todos los organismos públicos. 

· Más allá de estos instrumentos de participación unilateral, se procurará impulsar mecanismos para que el gobierno y la ciudadanía puedan colaborar activamente, compartiendo información, para desarrollar nuevos saberes.